Logroño ¡para comérselo - 3 días para descubrir la ciudad y su gastronomía (3ª parte)

Continuamos con el viaje... sábado por la tarde.



Después de una reparadora siesta (que yo necesito, pues por la noche no había pegado ojo) salimos a eso de las 17.00h hacia la Gran Vía.

Subimos hasta la fuente de los Ilustres, y giramos a la izquierda, hacia la Calle Chile, donde no me resistí a pasar por Santangelo's, un negocio familiar donde he comido los mejores helados de mi vida. Cogimos 2 tarrinas bien grandes, ambas de Queso y frutos del bosque con nata. Una delicia. Tienen todo tipo de sabores, tanto que uno se queda mirando la vitrina y se pierde.

Tomamos el helado paseando por la Gran Vía, y aqui es cuando yo digo que vamos a pasear por el Parque del Ebro, y Pablo dice que llevaremos el coche. Dice Pablo, que cuando estoy en Logroño me transformo, y es que a todos sitios quiero ir caminando (porque siempre lo hice así!) pero eso sí, cuando estoy en Coruña, cojo el coche hasta para ir 3 calles más allá. No le falta razón, pero cedí, y cogimos el coche. Bajamos hasta el Riojaforum con el coche, y desde alli, empezamos el paseo por el Ebro. Tenéis buenas zonas de aparcamiento por allí para dejar el coche.

El Parque del Ebro, es un gran tesoro de Logroño. Un espacio donde poder practicar deporte, a orillas del Ebro, donde pasear y en el que cada día hay más cosas en las que detenerse.
Desde hace años ha sufrido remodelaciones que le han dejado tal como está, precioso, con un pequeño estanque, juegos para niños, un mirador, su nueva plaza de toros, el Riojaforum (Palacio de congresos)...
Paseando, nos encontramos con este pequeño estanque, y al fondo, la plaza de toros (cubierta) de Logroño.

Logroñeses disfrutando del buen tiempo, y de su parque del Ebro.

Vistas al Ebro.

Quién te ha visto, y quién te ve. El Ebro baja bastante pobre, recuerdo que en mis paseos por el Ebro, más de una vez me alejé de la valla de la impresión que me daba ver tal cantidad de agua y su fuerza...

El Ebro, desde el paseo.

Puente sobre el Ebro.

Subo al puente de piedra y me quedo un rato mirando desde allí. La de veces que me he pateado este parque, y la de veces que lo recorrí en bici también...

Al otro lado del Ebro, se encuentra la Casa de las Ciencias.

La estampa que desde siempre, más me gustó de Logroño. Desde el puente de Piedra, se asoman entre las casas del casco antigo, las torres de la Concatedral, y las de la parroquia de Santa María de Palacio.

Vistas desde el puente de Piedra, al río Ebro y su paseo.


Damos vuelta, y volvemos de nuevo hacia el Riojaforum, donde habíamos aparcado.

Llegamos al Riojaforum, palacio de Congresos. Aquí escuché por primera vez en directo a Ismael Serrano (una delicia de concierto, inolvidable) La acústica fue una maravilla, repetí viendo a otros artistas como David de María...

Volvemos en coche hasta el hotel, y aparcamos en la mismísima puerta. Descansamos un ratito, tanto vino, tanta cerveza y los primeros rayos de sol que calientan de verdad, casi pueden con nosotros. Casi. Pero después de una ducha, salimos recuperados. Tenemos reserva en La Sidrería de los Abades, uno de mis restaurante favoritos, y de los que más he echado de menos en este tiempo.
Está en la Calle Hermanos moroy (peatonal, en el casco antiguo) Si queréis reservar podéis hacerlo en su web o en el 941255278. Suelen cambiar la carta por temporadas, y en temporada también, suelen ofrecer menú de sidrería. Aquí he comido el mejor magret de pato, con una salsa de arándanos, era una delicia, y siempre que volvía repetía, a pesar de que el resto de platos me tentaban. También probé por recomendación del camarero (hace muchos años) una ensalada de quesos (fuera de carta) que sin duda, fue la mejor ensalada que probé en mi vida. Pero sin duda, Pablo y yo siempre que hablamos de la sidrería es para mentar el entrecotte que solíamos cenarnos casi cada sábado, con una salsa roquefort inigualable. Tienen grifos para escanciarte tú mismo la sidra, o puedes pedir alguno de los vinos de su bodega.

*Esta foto no es mía, la he sacado de google imágenes en este link.

Vamos caminando desde el hotel, pero al llegar nos encontramos con un sorpresón... una enorme mesa en el centro ocupada por una despedida de soltero de al menos 20 chicos, que ya nos habíamos topado a medio día en la laurel. Dudamos sobre si entrar o no "bueno, quizás no armen mucho lío..."
En ese momento, empiezan a sonar cánticos y vociferios de todo tipo, y sin decir nada, nos damos media vuelta a la vez. Si quisiéramos un jaleo de ese tipo, pagábamos 20 euros y cenábamos en el burguer king, pero sabiendo que la cuenta va a ser tirando a alta, queremos un ambiente más tranquilo, y sintiéndolo mucho, nos vamos. Nos hemos casi arrepentido todo el fin de semana, porque teníamos muchas ganas de volver, pero era demasiado el jaleo que tenían montado.

Damos un paseo por las calles cercanas, y sugiero ir a En Ascuas, donde ya hemos cenado más de una vez, y tenía buen recuerdo. Hablan de él como uno de los mejores restaurantes de parrillada riojana. Pinchando en el link veréis la dirección exacta, opiniones del restaurante, y un teléfono de reservas.
Pedimos una mesa para 2, nos preguntan si teníamos reserva, negamos, y nos hacen un huequito.

Los entrantes para mi gusto, son algo pobres en variedad, pedimos una ensalada por pedir algo. En carnes tienen algo más de variedad, y sobre todo, algo que se agradece, carne asada a la parrilla. Tienen chuletitas de cordero, un combinado de barbacoa en el que sirven chorizo, pancete, morcilla, y ¿costillas?
Bien, nos decidimos y pedimos como entrante (ya digo, por pedir, porque no veíamos nada que nos entrara por el ojo) una ensalada con queso fresco y salmón.


De segundo, yo elijo un hojaldre relleno de pluma ibérica y Pablo un solomillo de ternera.
En el último momento me doy cuenta de preguntar si traen guarnición, y me dicen que mi plato no, que viene con una salsa roquefort y el de solomillo, viene con unos pimientos asados. Así que como somos patateros, pedimos a mayores una ración de patatas.



Pablo disfruta del solomillo bocado a bocado, en su punto, y la única pega que le pone, es que es algo pequeño para los 15 euros que cuesta (mi gallego está acostumbrado a raciones más grandes, y casi lo saco con hambre de allí!)

El hojaldre de pluma está perfecto (aunque en un principio no me convencía que viniera con salsa roquefort) la combinación me gustó mucho, y como siempre, yo con el crujientito del hojaldre, me pierdo, así que disfruté muchísimo del plato.
Yo bebo agua, que me encuentro ya semi-intoxicada de vinos y cervezas, y Pablo se pide una 1/2 de LAN crianza 2005, del que yo me sirvo un culín, por aquello de catarlo y poder brindar.

Echamos un ojo a la carta de postres, pero la verdad es que no vimos nada que nos convenciera, y pasamos al café.
La cuenta sumó 50.40€ (1 ensalada, hojaldre de pluma ibérica, solomillo, patatas, 1 agua, 2 pan, 1 crianza y 1 café)

El servicio, muy atento, por cierto, la chica pasaba cada poco tiempo por la mesa, a ver si todo estaba bien.
Por cierto, el agua, bien clavada, una botellita de 1/2 litro 2.75€uros, un agua normal, nada especial. Me sorprendió.

Salimos del restaurante, y con la buena temperatura, damos un paseo por el casco antiguo, y puesto que mañana toca conducir, pasamos del alcohol y optamos por helados y cafés, hasta que el sueño nos viene, y nos retiramos, al hotel.


Mañana, último capitulo......................................

9 comentarios, animate a dejar el tuyo!:

Laube dijo...

Bueno, ya estoy impaciente de que llegue el día siguiente. Muy buen comentado todo.
Un besote

MªJosé dijo...

Has echado unas fotos estupendasss como ya te dije ayer, el ebro está muy bonito y la comida genial, a ver que nos deparara el cpitulo siguiente.
besitoss guapaaa

Marisa dijo...

Holaaa, fenómeno reportaje!! no conozco la zona del Riojaforum fijate! y es que nosotros siempre aparcamos a espaldas de la Grn Vía y lo hacemos todo a pie. La próxima vez iremos a conocer esta zona. muchas cenquiuuuss!!
Un besoo

Angie dijo...

Y yo no he estado nunca en Logroño!!!!! Con este reportaje y con tan buenas fotos, me estás dando unas ganas..... Un besito, Isabel.

Alcantarisa (cocinando en mi isla amarilla) dijo...

Gracias! me alegro muchísimo de que os haya gustado este reportajillo que tanto trabajo me dio :)
Marisa, pues acércate, verás qué bonita está toda esa zona... eso es verdad, yo normalmente viviendo allí el coche no lo usaba para nada, de hecho en la última temporada, iba a todos sitios andando, no me monté en un coche en meses!! jajaja.
Besitos a todas, muchas gracias por vuestros comentarios.

Anónimo dijo...

Hola! Acabo de conocer esta Página y ME ENCANTA!!! Sy novata en la cocina pero con muchas ganas de aprender y con estas ayudas es Genial... Gracias!!
Por cierto soy de Logroño y me ha echo mucha ilusión que hableis asi de bien de la ciudad... Un saludo

Alcantarisa dijo...

Gracias a ti!! es que no se puede hablar mal de una ciudad como Logroño, acogedoras, de buena gente, y mejor comer, qué ganas tenemos de volver por allí!!!

Un beso.

Anónimo dijo...

Lo tuyo es entusiasmo por Logroño.. Soy de alli y la ciudad solo tiene Tiendas, nada interesante para ver..

Ademas, supongo que pinchos hay en todas partes de España de igual o mejor calidad.

¿Visitas a Museos interesantes? ¿Monumentos? ¿Ocio?
¡Que suerte tienes de no vivir aqui! ¡Yo llevo 25 años y no aguanto más!

Alcantarisa dijo...

Sí la verdad es que sí, entusiasmo puro y puto! pero he vivido 8 años en Logroño, y no creo PARA NADA que Logroño sea sólo tiendas, gracias a Dios.
Logroño y La Rioja es mucho más que tienes.

Al ser este un blog de cocina, las entradas eran sólo de la parte gastronómica de logroño, quizás si algún día vuelvo le dedique algún capitulo más, pero esto fue una pequeña escapada de 3 días :)

Gracias por tu comentario.

Y sí, pinchos hay en toda España, he vivido en varias ciudades y te lo puedo confirmar, pero Logroño es conocida en toda España entre otras cosas por sus pinchos y la Calle Laurel, así que deberías enorgullecerte y valorarla, es un bien de la ciudad!

Saludos.

Publicar un comentario

Si has tomado unos minutos para llegar hasta aquí y comentar esta receta: ¡muchísimas gracias!

Este blog está temporalmente inactivo, por eso es posible que si pones un mensaje, tarde en publicarse, o tarde en responder. Como podrás ver en la página princial, hace meses que no puedo actualizarlo por falta de tiempo.

Espero, en cualquier caso, espero que las recetas te sean de ayuda. Gracias por tu visita.

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Related Posts with Thumbnails